Interesante. Para muchos de los que nos dedicamos a proyectos industriales nuestra web no pasa de ser algo corporativo, meramente publicitario, que después de dedicarle un gran esfuerzo durante su creación, cae en el desuso y la indiferencia. Hoy las nuevas tecnologías, como el BIM aplicado a la construcción, abren nueva posibilidades, y dotar a las webs de servicios de valor añadido resulta casi una obligación. Me gustaría invitaros a hacer esa reflexión, y ver qué podemos implantar en una web para ofrecer dichos servicios.